¿Quiénes pueden consumir Pasta El Dorado?

Nuestras pastas gluten-free tienen bajo índice glicémico y son más digeribles que las pastas tradicionales. Por estas características son indicadas principalmente en las dietas de personas con las siguientes enteropatías y enfermedades autoinmunes:

  • Celíacos o intolerantes al gluten
  • Personas con síndrome del colon irritable
  • Diabetes 

La pasta sin gluten es también recomendada, de forma complementaria, en casos donde ciertos ingredientes juegan un papel crucial como disparadores de alergias alimentarias y otras intolerancias que generan reacciones de tipo respiratorio (tos, sibilancia, congestión), cutáneo (erupciones, eczemas, inflamación, prurito, urticaria), gastrointestinales (hinchazón, cólico, reflujo, diarrea, náusea, dolor abdominal), sistémico (shock anafiláctico) u otras de carácter endocrino, glandular, muscular o cartilaginoso.

Por estas razones, y dependiendo de la condición, este producto puede llegar a ser referido en los regímenes alimenticios de individuos que sufren las siguientes afecciones:

  • Artritis reumatoide
  • Nefritis crónica
  • Hipotiroiditis
  • Espondilitis anquilosante
  • Psoriasis
  • Dermatitis seborreica

Nuestra pasta sin gluten puede llegar a ser referida en algunas dietas para el tratamiento de personas que padecen autismo y/o trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH).

Aparte, en la actualidad, se llevan a cabo estudios que buscan entender si existe una relación entre el consumo de gluten y ejemplos de enfermedades raras y neuromusculares como las ataxias, razón por la que en ocasiones pudiera indicarse el consumo de nuestro producto para estos casos.

Entre la población sin afecciones, nuestra pasta puede ser consumida por deportistas que deseen recuperarse rápidamente del desgaste físico y mejorar su rendimiento. También por personas bajo regimen adelgazante.